alimentos para la fertilidad de la mujer

Yodo y ácido fólico en el embarazo

El comienzo del embarazo no es una etapa fácil, el cuerpo se debe acostumbrar a los constantes cambios que éste estado conlleva, y uno muy importante es que ya no sólo nos alimentamos a nosotros mismos, sino también al futuro bebé. Es este artículo destacamos la importancia del yodo y el ácido fólico para el desarrollo del pequeño y para tu salud.

El ácido fólico en el embarazo

Es una vitamina del grupo B fundamental en el desarrollo del ADN, previene malformaciones congénitas en el cerebro y columna del bebé, denominados defectos del tubo neural. Los defectos más comunes son la espina bífida (principal causa de la discapacidad infantil) y anencefalia (subdesarrollo del cráneo y del cerebro del bebé). Es recomendable empezar a consumir 400 mg. de ácido fólico antes del embarazo, y duplicar esta dosis durante los primeros meses de gestación.

importancia del acido folico en el embarazo

Esta vitamina se encuentra en vegetales frescos de hojas verdes como el brócoli, espinacas, arvejas, espárragos y coles de bruselas; mantequilla de maní, huevos, maíz, patatas, calabacín, frijoles, lentejas secas, productos de harina blanca enriquecidos, melones, fresas, jugo de naranja. Sin embargo, la dieta no es suficiente para obtener la cantidad necesaria, hay que complementarlo con el consumo de complejos multivitamínicos, siempre bajo la supervisión de un médico.

No consumas vitaminas y minerales que tu médico no te haya recomendado. Tomar cantidades grandes de vitaminas y minerales, especialmente de la vitamina A, puede ser peligroso. No tomes más de 5,000 IU (unidades internacionales) de vitamina A a diario. Tampoco tomes más de 1 miligramo de ácido fólico sin antes hablar con tu médico.
Sigue una dieta que incluya una amplia variedad de alimentos sanos y nutritivos. ¿Cuáles son algunas opciones adecuadas? Frutas, verduras, panes y pastas integrales, productos lácteos y fuentes de proteínas de bajo contenido graso, como carnes rojas con poca grasa, tofu, aves y algunos pescados.

Si tienes problemas para digerir la lactosa (el azúcar natural de la leche), los productos lácteos bajos en lactosa, la leche de soja y el zumo de naranja fortificado con calcio pueden ayudarte a recibir el calcio que necesitas.

El yodo en el embarazo

El yodo es un mineral que resulta esencial para el funcionamiento correcto del tiroides, que regula el crecimiento físico y mental, el funcionamiento de tejidos nerviosos y musculares, el sistema circulatorio y el metabolismo de otros nutrientes.

Alimentación sana en el embarazo

Nuestro cuerpo contiene alrededor de 20 a 30 mg. de yodo, del cual un 75% se encuentra en la glándula tiroidea, las hormonas que ahí se producen afectan al funcionamiento de todos los órganos, y por supuesto, al desarrollo del embrión. Una deficiencia de ésta durante el embarazo puede llevar a efectos perjudiciales e irreversibles para la salud del bebé, como hipotiroidismo, deficiencias en la coordinación física, e incluso retraso mental.

Las fuentes con mayor contenido de yodo son la sal yodada, los pescados, mariscos y algunos vegetales. Así que, con una dieta saludable y equilibrada, rica en estos alimentos, obtienes la cantidad de yodo requerida por el organismo. Además, en la mayoría de los países, la sal de consumo diario ya viene fortificada, por lo que no es necesario ningún suplemento.

Las dietas deficientes en yodo se asocian al bocio e hipotiroidismo. Además, muchos de los problemas de desarrollo mental en la infancia son originados por una carencia de yodo. Por ejemplo, los niños cuyas madres llevaron una dieta carente en yodo durante el embarazo pueden presentar cretinismo, un retraso grave en el desarrollo físico y mental y defectos en el habla, sordera o incluso enanismo.

Muchos expertos vinculan la falta de yodo durante el embarazo como principal causa de una lesión cerebral evitable en el niño. Su carencia puede acarrear enfermedades tiroideas y causar lesiones cerebrales en el niño.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar