bulimia infantil

Bulimia

Consideraciones generales

Este trastorno alimenticio se caracteriza por hacer pasar al enfermo por episodios de sobrealimentación (‘atracones’) sin control seguidos por otros caracterizados por sentimientos de arrepemiento. Esto les hace provocarse el vómito o consumir laxantes para evitar el aumento de peso.

Al igual que la anorexia, esta enfermedad es más común en mujeres que en hombres y, sobre todo, en adolescentes.

El o la afectada suele ser consciente de su problema, de que su patrón alimenticio no es usual. Por ello, suele sentir culpabilidad.
Su peso se encuentra en los parámetros normales, esto les diferencia de las personas que sufren anorexia nerviosa. Sin embargo, ellos creen que sufren sobrepeso.

Se desconoce la causa exacta que provoca la bulimia. Suelen tener que ver factores genéticos, familiares, psicológicos, traumáticos y culturales.

Síntomas

Muchos de los afectados por esta dolencia no estáne excesivamente delgados, por lo que no es un signo distintivo de la patología. Incluso algunos pueden sufrir sobrepeso.

Generalmente, las personas que padecen esta enfermedad han sido obesas en el pasado y han realizado diferentes dietas sin control médico. Se muestran siempre demasiado obsesionadas con su figura.

A causa de si apariencia física normal y su empeño por mantener en secreto el hecho de que vomiten, es muy difícil diagnosticar la enfermedad. Por ello, puede pasar desapercibida durante mucho tiempo.

Los síntomas característicos son los siguientes:

  • Sobreingesta (atracones). Come una gran cantidad de alimentos en un periodo breve de tiempo.
  • Para evitar engordar se provocan el vómito y usan laxantes y diuréticos.

Además, lo combinan un una práctica excesiva de ejercicio. El enfermo identifica su autestima con su cuerpo y siempre tiene un concepto negativo de sí mismo.

Durante los atracones les resulta indiferente el tipo de comida que ingieren, sólo buscan saciar su apetito. Por ello, se vuelven asociales y tienden a aislarse. Sobre todo, evitan relacionarse con otras personas en los lugares donde hay comida alrededor. Su falta de control les produce un fuerte sentimiento de culpa y vergüenza.

Los signos físicos son los siguientes: hinchazón del rostro, debilidad, dolor de cabeza, mareos,  problemas en los dientes (caries, por ejemplo), pérdida de cabello, irregularidades menstruales, bruscos aumentos y reducciones de peso (aunque son más pronunciados en la anorexia).

Tratamiento

Algunos médicos recomiendan un tratamiento que consta de tres pasos. Se aplicarán de una manera u otra dependiendo de la severidad de la enfermedad y de cómo responda la persona al tratamiento.

  • Grupos de apoyo: pueden ayudar a personas con afecciones leves que no tienen más problemas de salud.
  • Terapia cognitiva-conductual y terapia nutricional: para las personas que no responden a los grupos de apoyo.
  • Fármacos: se suelen usar antidepresivos. Se combina con la terapia conductual cuando esta no es efectiva de manera aislada.

Prevención

Lo único que se podría hacer es eliminar el énfasis cultural y social de la delgadez física como cánon de perfección. La educación alimenticia comienza en las familias.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *