Neumonía sintomas

Neumonía

Índice

Consideraciones generales

La neumonía, también conocida como pulmonía, es una afección respiratoria que provoca la inflamación del pulmón.

Esta dolencia no está relacionada con pasar frío ni tampoco suele transmitiese por visitar a alguien que la padezca o por convivir con un afectado, sino que se contrae por las siguientes vías:

  • Aspiración por la boca o la nariz de un elemento extraño, un objeto, líquido o una partícula de alimento, que llega hasta el pulmón. Este tipo de neumonías, conocidas como neumonías por aspiración son comunes en los niños que regurgitan con extrema facilidad, es decir, que expulsan por la boca, sin vómito, sustancias sólidas o líquidas del estómago.
  • Al atravesar una enfermedad, como varicela gripe, anginas, resfriados, las defensas descienden. El debilitado sistema inmunológico es incapaz de controlar determinados virus, bacterias o hongos que habitualmente viven en la faringe, como haemophylus, estafilococo o neumococo , y estos gérmenes consiguen descender hasta el pulmón. Esta es la causa más frecuente.

La neumonía causada por bacterias tiende a ser la más grave. En los adultos, las bacterias son la causa más común de neumonía, especialmente el neumococo.

Los virus también son una causa frecuente para la neumonía, sobre todo en bebés y niños pequeños.

Síntomas

Los síntomas más comunes son:

  • Tos
  • Expulsión de mucosidad amarillenta, verdosa o incluso con sangre
  • Fiebre que puede ser leve o alta
  • Escalofríos con temblores
  • Dificultad para respirar, especialmente al realizar esfuerzo físico

Los síntomas adicionales abarcan:

  • Dolor torácico agudo o punzante que empeora al respirar profundamente o toser
  • Dolor de cabeza
  • Sudoración excesiva y piel pegajosa
  • Falta de apetito y fatiga

Tratamiento

El médico debe decidir primero si es necesario o no el ingreso en hospital. Si la respuesta es positiva, recibirá líquidos y antibióticos por vía intravenosa, terapia de oxígeno y posiblemente tratamientos respiratorios. Sin embargo, muchas personas pueden tratarse en casa.

Si las bacterias causan la neumonía, el médico intentará curar la infección con antibióticos. Si la causa es un virus, los antibióticos típicos no serán eficaces y puede recetar medicamentos antivirales.

En casa, es recomendable:

  • Beber mucho líquido para ayudar a reducir las secreciones y expulsar la flema
  • Descansar mucho
  • No tomar antitusígenos sin consultar previamente con el médico, ya que estos pueden dificultar al cuerpo la expulsión de flemas
  • Controlar la fiebre con ácido acetilsalicílico, antinflamatorios como el ibuprofeno o con paracetamol

Prevención

Para evita una neumonía es recomendable lavarse las manos frecuentemente, en especial después de sonarse la nariz, ir al baño, cambiar pañales y antes de comer o preparar alimentos.

Fumar daña la capacidad del pulmón para detener la infección.

Las vacunas también pueden ayudar a prevenir la neumonía en los niños, los ancianos y personas con diabetes, asma, enfisema, VIH, cáncer u otras afecciones crónicas:

  • Vacuna antineumocócica, que reduce las posibilidades de contraer neumonía causada por Streptococcus pneumoniae.
  • Vacuna antigripal, que previene contra la neumonía y otros problemas causados por el virus de la gripe. Se debe administrar anualmente para proteger a la persona contra nuevas cepas.
  • Vacuna Hib, que previene contra la neumonía en niños a causa del Haemophilus influenzae tipo b.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *