posiciones para tener sexo durante el embarazo

Las mejores posiciones para tener sexo durante el embarazo

¿Cuáles son las mejores posiciones sexuales durante el embarazo?

Los cambios hormonales durante el embarazo pueden provocar que las ganas de tener sexo de la mujer aumenten considerablemente, sin embargo, cuando el periodo de gestación se encuentra en una fase avanzada, no es el momento de intentar experimentar las posiciones del ‘’Kamasutra’’.

Durante los primeros 3 meses del embarazo la mujer puede experimentar varias sensaciones, generalmente repartidas en 3 periodos.  Según estudios psiquiátricos, lo normal al principio puede ser sentir complejo de culpa y rechazo al acto sexual, seguidamente la mujer puede sentir temor hacia los cambios que está experimentando en su propio cuerpo, y finalmente notará que a pesar de todo, su apetito sexual se mantiene. 

Sin embargo, el hecho de practicar el sexo durante el embarazo es un acto muy común, el hecho de no tener el riesgo de volver a quedar embarazada desinhibe a la mujer y a su pareja. A partir del tercer mes la intención de la pareja de practicar el sexo se ve difuminada por el malestar físico de la mujer causado por el periodo de gestación, está entrando en la época de mareos y náuseas, que hacen difícil disponer de tiempo para el erotismo.

A pesar de todo, los únicos motivos por los cuales se desaconseja el coito durante el proceso de embarazo son los sangrados o molestias que pueda presentar la mujer durante el periodo de gestación, y si el ginecólogo determina que el embarazo es de alto riesgo. Además, hay que recordar que la sexualidad no se reduce únicamente al coito, las caricias y la masturbación toman un papel protagonista durante este periodo en la vida de la mujer.

Durante el sexo en el embarazo, la comunicación entre la pareja es muy importante, el sexo brusco puede provocar dolores vaginales ya que el útero y el vientre han aumentado su tamaño. Por este motivo, ambas partes tienen que compenetrarse y comunicarse para adecuar la fuerza y el ritmo del acto íntimo al estado físico de la mujer.

¿Cómo afecta al feto el sexo?

El feto se encuentra protegido dentro del líquido amniótico que funciona como amortiguador, todo movimiento mecánico puede afectar al feto según su intensidad sin la necesidad de que haya coito. Por este motivo existen posiciones sexuales que permiten tener relaciones íntimas sin entrar en contacto con la zona que amortigua al feto. Se recomienda que las relaciones sexuales tengan lugar en un lugar cómoda, un buen lugar sería una cama grande acomodada con almohadas para mejorar la situación de la mujer.

Según los sexólogos y especialistas en el sector, las relaciones anales no son adecuadas en estos casos, es necesaria experiencia anterior y una higiene muy vigilada ya que la mujer es muy propensa a tener infecciones en esta etapa de su vida. Tampoco es aconsejable tener muchas relaciones sexuales seguidas ya que los orgasmos de la mujer pueden provocar calambres uterinos.

Posturas más aconsejables

  • La mujer tumbada de lado y el hombre detrás de ella
  • La mujer tumbada boca arriba y el hombre a cuatro patas encima de ella
  • El hombre tumbado boca arriba y la mujer colocada encima de él
  • En una silla, el hombre sentado cómodamente y la mujer sentada de espaldas encima de él
  • Una versión distinta a la posición anterior, esta vez la mujer colocada de cara al hombre
  • El hombre tumbado boca arriba y ella tumbada encima de él apoyada sobre sus brazos
  • La mujer colocada a cuatro patas de rodillas y el hombre detrás de ella

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *