El crecimiento del bebé a los 19 meses

El desarrollo del bebé de 19 meses

El crecimiento del bebé a los 19 meses

Tu bebé ya ha crecido bastante y comienza a comprender el mundo que le rodea. Ahora incluso puede darse cuenta de algunos errores que cometen los adultos.

Si intentas llamar a un perro o a un gato por otro nombre verás cómo se asombra y luego se ríe. Esto se debe a que ya ha comprendido que cada objeto o animal tiene su propio nombre.

De hecho, aunque aún no sea capaz de pronunciar bien los nombres de las cosas que le rodean, notará si alguien se equivoca. De la misma manera, es probable que el pequeño te indique algunos desperfectos, como una mancha en la alfombra o el hecho de que le falte un botón a la camisa. Ahora es muy observador y se dará cuenta cuándo algo no está como debería ser.

Uno de los grandes logros de esta etapa es el juego simbólico; es decir, el niño puede coger un lápiz e imaginar que es un avión o tomar un cojín e imaginar que es una muñeca. Se trata de un paso importante en su desarrollo, porque significa que es capaz de crear una representación de los objetos aunque estos no se encuentren presentes. Es el primer paso hacia el pensamiento abstracto.

Ha llegado la hora de negociar

Te habrás dado cuenta de que tu bebé ya no se muestra tan proclive a seguir todas tus órdenes y que de vez en cuando quiere imponer su voluntad.

Es algo normal, forma parte del desarrollo de su incipiente personalidad, porque de esta forma logra reafirmase como la persona independiente que es.

La manera en que enfrentes sus peticiones y/o rabietas será decisiva en el futuro.

Aunque aún es muy pequeño y puede que no comprenda tus razones, intenta negociar en vez de imponerle tus reglas. Es importante que seas concisa, no te pierdas dándole largas explicaciones que el pequeño no entenderá. Simplemente dale una alternativa, por ejemplo, en vez de decirle que no puede salir al jardín, puedes brindarle una opción conciliadora: “terminemos de jugar y luego saldremos”.

No obstante, recuerda que también es importante que establezcas ciertos límites. Las reglas claras le transmiten seguridad y harán que en el futuro sea un niño mucho más obediente. Quizás a la hora del baño o de comer presentará cierta resistencia o correrá por toda la habitación, no permitas estos comportamientos, porque con el paso del tiempo pueden degenerar aún más. Aprovecha estas conductas para dejarle claro que existen momentos para jugar y momentos en que es imprescindible ceñirse a las reglas. 

En esta edad también es probable que comiencen algunas peleas con sus hermanosmayores, así que será mejor que te armes de paciencia. Esto se debe a que el bebé aún no ha comprendido que hay juguetes que no son suyos, por el momento todo es de su propiedad. 

Esfuérzate por mediar en estas peleas y asegúrate de que tu hijo mayor no se sienta desplazado.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar